Distribución

DIA se hunde en Bolsa un 42 % y ya vale una cuarta parte que hace un año

martes, 16 de octubre de 2018


Supermercado DIA (Foto FB DIA)


La cadena de supermercados DIA ha protagonizado una extraordinaria caída en el IBEX 35 al perder en una sola sesión un 42 % de su valor después de anunciar al mercado una fuerte rebaja de sus previsiones para este año.


Los títulos de la compañía han cerrado la jornada en los 1,097 euros, lejos de los 1,89 euros a los que cotizaba ayer y cuatro veces menos que hace un año, cuando rondaba los 4,4, euros


Además, DIA se ha colocado como el tercer valor del principal selectivo bursátil español por volumen de acciones negociadas (55 millones de títulos por un valor superior a los 75 millones de euros).


La evolución de sus acciones durante la jornada muestran que el desplome se produjo en torno a las 14 horas, minutos después de que la compañía anunciara al mercado que prevé un Ebitda de entre 350 y 400 millones de euros para el cierre de 2018, lo que equivale a una contracción de entre el 30 y el 40 % respecto al año anterior.


Los responsables de la cadena han precisado que la revisión de sus estimaciones se debe a la caída de las ventas pero han advertido de que estos nuevos cálculos no incluyen todavía el impacto de la crisis argentina.


Además, han apuntado que esta situación les lleva a dejar "en suspenso" el reparto de dividendos de cara a 2019.


DIA sigue siendo la firma del IBEX 35 con mayor porcentaje de bajistas, ya que estos inversores suponen el 17,65 % de su capital -frente al 18,33 % que representaban hace dos semanas-, según los registros actualizados hoy por el supervisor bursátil.


Inmerso desde hace meses en una profunda caída del valor en Bolsa, el consejo de DIA decidió en agosto cesar a Ricardo Currás como consejero delegado y nombrar en su lugar a Antonio Coto, con larga experiencia en la empresa y que ocupaba hasta entonces el puesto de Director Ejecutivo en América Latina.


El grupo, con 7.388 tiendas repartidas entre España, Portugal, Brasil y Argentina, cerró 2017 con un beneficio de 109,6 millones de euros (un 37 % menos que un año antes) y su facturación neta se contrajo un 0,56 %, hasta los 8.620 millones de euros.


A nivel accionarial, el magnate ruso Mijaíl Fridman ha ido ampliando su participación progresivamente desde junio de 2017 hasta controlar ya el 29 % de los títulos, lo que le sitúa al borde de tener que presentar una opa por la firma. 

PUBLICIDAD

NEWSLETTER

PUBLICIDAD

EVENTOS DE AGENDA

Junio 2019
LunMarMieJueVieSabDom
 
1
2
3
4
5
6
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30

PUBLICIDAD

NOTICIAS DESTACADAS

PUBLICIDAD