REMITIDOS

Asesoramiento agrícola como paliativo del sector

miércoles, 12 de agosto de 2020


Campo tractor


Durante los primeros meses de este año, desde el sector agrario se convocaron múltiples manifestaciones a nivel nacional ante la necesidad de dar a conocer las precariedades del sector y exigir medidas que atenúen los desequilibrios de la cadena alimentaria.


Actualmente, es necesario recurrir a la importación de diversos productos agrícolas para hacer frente al abastecimiento nacional, en parte porque muchas de las producciones nacionales están destinadas a la exportación. Esta necesidad provoca uno de los grandes problemas del sector, que debe de hacer frente a múltiples medidas de control sanitario que incrementan los costes de producción y reduce el beneficio, mientras que los países exportadores de productos agrícolas no cumplen con la misma normativa, lo cual les permite competir con mayor seguridad contra el producto español.


Por otro lado, entre los factores que afectan al mercado agrícola encontramos el cambio climático, que está afectando a nuestros medios y nuestros productos, provocando sequías, catástrofes naturales o lluvias torrenciales que acaban con las cosechas de miles de agricultores. A esto, debemos añadir la escasez, cada vez más crítica, de los recursos naturales, debido al incremento de la demanda.


Frente a esta situación, donde los agricultores españoles se encuentran en desventaja frente a los agricultores extranjeros y expuestos a los efectos del cambio climático, es necesario encontrar soluciones especializadas y para ello se deberá recurrir a asesoramiento agrícola, una de las claves necesarias para el incremento de la rentabilidad del sector.


A través de la asesoría agrícola los agricultores pueden conseguir las técnicas necesarias para innovar en este sector, consiguiendo una producción más competitiva mediante la implantación de una economía circular eficaz que les permita obtener más y mejores productos. La economía circular está relacionada con la sostenibilidad y su principal objetivo es mantener el valor de los productos, los materiales y los recursos durante el mayor tiempo posible, reduciendo al mismo tiempo la generación de residuos, lo cual sería muy beneficioso para este sector y aportaría soluciones para la agricultura.


Para conseguir este tipo de economía, es necesario el diseño e implementación de nuevas soluciones que hagan frente a situaciones desconocidas, que solventen los problemas de gestión agrícola a través de un uso responsable y sostenible de los recursos que ofrece la naturaleza. La digitalización, la innovación, la sostenibilidad y el compromiso social son los mecanismos que mediante la consultoría agrícola deben de establecerse en el sector para dar soluciones a los problemas conocidos.


Mediante la digitalización se lleva a cabo la necesaria transformación del sector agrario para conseguir un nuevo modelo sustentado en las tecnologías digitales. Dentro de este campo es necesaria una transformación continua, que debe llevarse a cabo mediante la innovación, para conseguir soluciones para la agricultura mediante el desarrollo de nuevas soluciones y nuevos productos.


Tanto la digitalización como la innovación deben desarrollarse dentro de la sostenibilidad, haciendo un uso responsable de los recursos naturales, provocando un impacto medioambiental reducido que nos permita avanzar hacia una economía circular, necesaria para hacer frente al cambio climático y sus devastadores efectos sobre el sector. Para ello se debe de establecer un compromiso social, donde tanto los productores como los consumidores se encuentren en el centro de este nuevo modelo productivo.



Los mecanismos que desde las asesorías agrícolas se ofrecen no solo suponen una solución para los agricultores, sino que estas herramientas son esenciales para el cumplimiento de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, mediante la cual se pretende conseguir un mundo más justo y equitativo, respetuoso con todos los seres humanos y con la naturaleza, lo cual también aportará grandes beneficios al sector agrícola, que verá como los nuevos planes y medios de producción reprobaran más beneficios económicos al suponer menos costes de producción y menos perjuicio al medioambiente. 

PUBLICIDAD

SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD