Industria Agroalimentaria

Francia retira una partida de fuet catalán tras 18 casos de salmonelosis

viernes, 4 de septiembre de 2020

Fuet


Las autoridades sanitarias francesas han retirado varios lotes de fuet catalán de los mercados tras detectar 18 casos de salmonelosis, de los que 12 afectan a niños, según ha anunciado el Ministerio de Agricultura francés este jueves, que no ha precisado la gravedad de los casos.


Las personas infectadas declararon haber consumido fuet de la empresa "Embutidos Solà", situada en la localidad de Gurb (Barcelona) y, según ha podido confirmar la Dirección General de Alimentación, varias partidas de este salchichón estaban contaminadas, detalla un comunicado del ministerio.


Los casos fueron detectados entre el 8 de julio y el 3 de agosto.


La investigación ha motivado la retirada de este producto en un punto de venta, un supermercado de La Gironde, en la región de Nueva Aquitania, y se retirarán todas las existencias que pueda haber en otros supermercados, añade la nota.


Asimismo, las autoridades sanitarias francesas recomiendan a las personas que tengan estos fuets que no los consuman y que avisen al punto de venta donde fueron adquiridas.


El portavoz de la empresa, el abogado Juan Ramón Hidalgo, ha declarado a Efeagro que tras cuatro inspecciones de la Agencia Catalana de Seguridad Alimentaria no se han encontrado indicios de que los productos afectados hayan salido de la fábrica en mal estado, por lo que sospechan que el fuet podría haberse contaminado durante el transporte o en el proceso de distribución final.


Aun así, se han retirado cuatro lotes de fuet tras activarse la alarma alimentaria en Francia, a los que se añaden otros tres lotes de 1.700 unidades que la empresa ha retirado preventivamente tras descubrir que habían sido producidos en el mismo circuito en fechas posteriores a la elaboración de los lotes afectados.


El producto apartado "se ha distribuido en Francia en un noventa por ciento", ha afirmado Hidalgo, que ha asegurado que no han sido alertados de ningún caso de salmonelosis en territorio español.


La empresa, que ha abierto una investigación interna, ha analizado las muestras de los lotes afectados que tenía almacenadas en sus instalaciones y ha concluido que no están afectadas por la salmonella.


Hidalgo ha señalado que, en caso de que se confirme que el brote lo ha provocado una ingesta de fuet en mal estado, debería investigarse la parte final de la distribución del producto, donde podría haberse producido la anomalía.


Los síntomas de la salmonelosis suelen ser diarrea, vómitos, fiebre y dolor de cabeza, entre otros, y los efectos de la infección pueden ser más graves en niños pequeños y mujeres embarazadas.


Las autoridades sanitarias informan de que si pasan siete días desde el consumo de este producto y no se han presentado síntomas, no es necesario acudir al médico. 

PUBLICIDAD

SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD