Naturaleza

Las balsas de riego y las masas de agua naturales, fundamentales para la pervivencia del murciélago patudo, en peligro de extinción

jueves, 8 de octubre de 2020

Murciélago (Foto ANSE)




Las masas de agua, tanto naturales como artificiales, desempeñan un papel fundamental para el mantenimiento de las poblaciones del murciélago ratonero patudo, especie en peligro de extinción. La Asociación de Naturalistas del Sureste inició en marzo una serie de seguimientos encaminados a localizar las áreas de alimentación de este quiróptero en la Región de Murcia. 


Esta especie está catalogada “en peligro de extinción” a escala estatal (compartiendo categoría de amenaza con el águila imperial, el oso o el lince ibérico), pero se desconocen todavía muchos aspectos de su biología, entre ellos qué hacen y hacia dónde se dirigen cuando abandonan por la noche sus refugios en busca del sustento diario.


Revelar estos detalles es esencial para articular medidas eficaces de gestión que aseguren la conservación de la especie, así como evitar impactos sobre sus poblaciones.


El Patudo muestra predilección por masas y cursos de agua a la hora de cazar (donde captura insectos pero también pequeños peces), así que los técnicos de ANSE han desarrollado un búsqueda sistemática de la especie en este tipo de ambientes, con la ayuda de detectores de ultrasonidos y visores térmicos. Además, se radiomarcaron algunos ejemplares mediante emisores[.


Hasta el momento, se han obtenido casi 100 registros seguros o probables que arrojan la primera luz sobre el uso del espacio que las colonias de este amenazado murciélago realizan en la Región de Murcia. 


La especie ha sido detectada alimentándose o en tránsito hacia otras zonas de caza en 24 localidades diferentes, incluyendo balsas de riego, canales, tramos de ríos, lagunas de antiguas depuradoras de lagunaje y varios embalses (Santomera, Pliego, Mayés y Azud de Ojós). 


Especial mención merecen las balsas de riego de las plantaciones de limoneros del entorno de la Cueva de Las Yeseras (Santomera), que son usadas con frecuencia por un alto número de individuos, tal y como lo confirman las grabaciones realizadas con cámara térmica.  Los resultados del radiorrastreo han permitido averiguar que algunos ejemplares llegan a alejarse casi 20 km del refugio en sus movimientos de búsqueda de alimento.


La amplia presencia de la especie confirma la responsabilidad de la Región de Murcia para la conservación del patudo, y viene a mostrar la importancia de las masas de agua tanto naturales como artificiales para el mantenimiento de sus poblaciones. Esa importancia debería tenerse presente en la gestión y planificación de esas masas de agua.


Otro dato obtenido en el marco del proyecto que confirma la importancia de la Región de Murcia para la especie ha sido el último recuento realizado en la cueva de las Yeseras (Santomera): más de 450 ejemplares de este amenazado murciélago se refugiaban en esta cueva, reciente adquirida por la Fundación ANSE.


La acción forma parte del proyecto “Evaluación del Estado de Conservación del Murciélago Ratonero Patudo (Myotis capaccinii) en el Sureste Ibérico”, realizado con el apoyo de la Fundación Biodiversidad, del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico y la colaboración de la  Asociación Interprofesional del Limón y el Pomelo (Ailimpo).







PUBLICIDAD

SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD