Organizaciones agrarias y de productores

Fademur califica 2020 como un año "muy duro" por el asesinato de 16 mujeres rurales y los efectos de la covid

jueves, 31 de diciembre de 2020

Mujer rural fademur


La Federación de Asociaciones de Mujeres Rurales (Fademur) ha calificado el año 2020 de "muy duro" para el colectivo que representa, que ha contabilizado 16 asesinatos a manos de sus parejas o exparejas, así como por los efectos de la covid-19 en su actividad y en el medio rural en general.


En un balance de 2020 y a la espera de que finalice, la organización ha detallado que esta cifra supone que más del 38 % de las mujeres asesinadas en España vivían en núcleos de menos de 20.000 habitantes, "lo que indica su mayor vulnerabilidad en los pueblos que en las ciudades, donde proporcionalmente vive una población mucho mayor".

Han recordado que en marzo Fademur intensificó su actividad dentro del programa de lucha contra la violencia contra las mujeres denominada Cultivando Igualdad, que se apoyó con la apertura de una línea telefónica en la que asistir a víctimas y a personas de su entorno.

Por otra parte, desde la federación han subrayado que durante esta crisis se "ha demostrado la resiliencia" de la mujer rural por su "capacidad de adaptarse a las nuevas situaciones negativas".

Esta organización de "mujeres progresistas rurales" ha incidido en que "la pandemia también ha demostrado que los pueblos son esenciales para garantizar la seguridad alimentaria", pero ha criticado la falta de servicios básicos como colegios, centros de mayores y centros de salud en el medio rural.

Según ha rememorado, 2020 comenzó con protestas en las que las agricultoras y ganaderas denunciaron que se ven especialmente afectadas por los abusos de las industrias y la distribución, ya que, de media, sus explotaciones son más pequeñas que las de los hombres y, por tanto, tienen menos acceso a financiación privada y pública.

Entre sus actividades ha señalado, asimismo, la campaña Alimentos Solidarios (para los integrantes de familias de agricultoras y ganaderas necesitadas), la línea telefónica de apoyo a las personas mayores y sus cuidadoras en el ámbito rural o las redes de mujeres de los pueblos que se organizaron para confeccionar mascarillas o cuidar a personas dependientes.

Fademur ha lamentado, por otro lado, que este año se acabe con incumplimientos de las obligaciones que dicta la Ley de la cadena alimentaria, aunque aplauden la aprobación de la normativa que permite a las explotaciones vender directamente a sus productos al consumidor.

Respecto a la futura Política Agrícola Común (PAC), Fademur ha expresado su connfianza en que su anunciada perspectiva de género se traduzca en medidas de acción positiva y ayudas para mujeres rurales y jóvenes agricultoras. 

PUBLICIDAD

SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD